Cómo reparar una persiana atascada

Cómo reparar una persiana atascada

Son muchas las razones por las que contar con expertos en reparar persianas en Fuenlabrada. A veces puedes atascar una persiana al subirla demasiado o de golpe, aunque esto solo debería suceder en las persianas viejas.

Lo más frecuente a la hora de reparar persianas Fuenlabrada es que alguna lama se haya salido o esté rota, aunque también se puede quedar atascada por una cinta mal instalada, la ausencia de topes en la persiana o el desgaste de flejes y muelles.

Cuando esto ocurre, es recomendable contactar con profesionales que puedan ayudarte a reparar tus persianas sin riesgo de estropearlas y tener que comprar una nueva, que es el desenlace que tienen la mayoría de reparaciones caseras.

Los profesionales recomiendan que no esperes a que se atasque una persiana para repararla y que dejes que especialistas en en el sector revisen su funcionamiento anualmente.

Lo primero que hay que hacer para reparar un atasco es desmontar la persiana para
poder acceder a todo el mecanismo. Te recomendamos sacar la cinta de la persiana
tirando del eje para que no te estorbe durante el proceso.

Contando con que el atasco lo causa una lama rota o mal colocada, lo importante es
localizar cuál es la lama que se ha salido de la vía, se ha doblado o se ha partido.
En ese caso, debemos sacarla de las guías y sustituirla por otra del mismo material,
medida y color. Suena muy sencillo, ¡pero no es tan fácil! Si la lama defectuosa es la
primera por arriba, es necesario desmontar todo el sistema de soporte.

Lo complicado es volver a montar toda la persiana después de la reparación. Déjalo en
manos de nuestros profesionales y ellos llevarán el mantenimiento tus persianas. En Aluplas nos comprometemos a echarte una mano y a darte consejos sin compromiso. No dudes en preguntarnos.

haz clic para copiar mailmail copiado